site loader
site loader
2021-04-07 Coronavirus: Estados Unidos, al borde de la cuarta ola de COVID-19 por el relajamiento de las restricciones

Coronavirus: Estados Unidos, al borde de la cuarta ola de COVID-19 por el relajamiento de las restricciones

El Gobierno de Estados Unidos aceleró este martes un calendario de vacunación contra el coronavirus que alienta la esperanza, pero advirtió que el país se encuentra al “borde” de una cuarta ola de contagios, que están subiendo por la variante británica y a medida que los estados eliminan sus restricciones.

Con un ritmo récord de tres millones de vacunas contra el covid-19 administradas al día y un tercio de la población que ya ha recibido al menos la primera dosis, el optimismo y la fatiga pandémica han generado un cóctel delicado en Estados Unidos, donde se está expandiendo la citada variante y otras locales.

“Estamos al borde” de una cuarta ola, alertó este martes el principal epidemiólogo del Gobierno de Estados Unidos, Anthony Fauci, durante una conferencia en el National Press Club de Washington.

El experto y asesor del presidente estadounidense, Joe Biden, explicó que el país se encuentra en una “meseta precaria” después de varios meses de descenso en la incidencia de contagios de coronavirus, y la tendencia ahora es “al alza”.

Estados Unidos no exigirá un pasaporte de vacunación contra el coronavirus

EE.UU. anuncia que todos los adultos podrán vacunarse contra el coronavirus desde el 19 de abril

Estados Unidos registra 387 muertos y 69.720 contagios por coronavirus

Eso presenta un desafío para la Casa Blanca, que debe promover y destacar el rápido ritmo de vacunación al tiempo que pide a los estadounidenses que no levanten todavía las medidas para mitigar los contagios, algo que ya han hecho varios estados con líderes conservadores.

CITAS PARA TODOS EL 19 DE ABRIL

Biden adelantó este martes la fecha en la que espera que todos los estadounidenses puedan pedir cita para vacunarse contra la covid-19, que era el 1 de mayo y que ahora es el 19 de abril.

“Con los suministros que tenemos disponibles, con el número de centros de vacunación y de profesionales que vacunan, creemos que todo el mundo en el país debería poder ponerse a la fila para el 19 de abril”, dijo la portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki, en su rueda de prensa diaria.

El anuncio es posible porque todos los estados del país han confirmado ya que abrirán citas para cualquier adulto en las próximas semanas, alentados por un ritmo de vacunación que, según la Casa Blanca, es ya el más rápido del mundo.

Un tercio de los estadounidenses y el 40 % de los mayores de 18 años del país han recibido ya al menos la primera dosis de la vacuna; mientras que el 23,2 % de los adultos ya están completamente inmunizados, de acuerdo con los Centros de Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC, en inglés).

En total se han administrado ya más de 167 millones de dosis, entre ellas 150 millones desde que Biden llegó al poder en enero, de acuerdo con el Gobierno.

La portavoz de la Casa Blanca Jen Psaki anunció que todos los adultos de Estados Unidos podrán empezar a sacar sus citas para vacunarse contra el coronavirus desde el 19 de abril. (Foto: Brendan Smialowski / AFP).

 

La portavoz de la Casa Blanca Jen Psaki anunció que todos los adultos de Estados Unidos podrán empezar a sacar sus citas para vacunarse contra el coronavirus desde el 19 de abril. (Foto: Brendan Smialowski / AFP).

“SACRIFICIO” PARA EVITAR LA CUARTA OLA

La Casa Blanca presume a diario de esa velocidad a la hora de administrar dosis, un mensaje que a veces eclipsa el otro que siguen repitiendo tanto Biden como sus asesores: es prematuro cantar victoria y bajar la guardia.

“Es difícil, es duro, pero él (Biden) está pidiendo a la gente que se sacrifique un poco más de tiempo” para evitar un repunte de las infecciones, subrayó este martes Psaki.

El mandatario ya ha criticado a estados como Texas y Misisipi por levantar restricciones como la obligatoriedad del uso de mascarillas, pero su margen de maniobra es limitado en un país donde los territorios tienen mucho poder para gestionar sus asuntos internos.

California, el estado más poblado del país y el primero que implementó una orden de confinamiento hace más de un año, anunció este martes que, si sigue en la trayectoria actual, levantará todas las restricciones relacionadas con la covid-19 el 15 de junio, excepto el uso de mascarilla.

Aunque la media de muertes diarias por covid-19 en Estados Unidos ronda las 800, el nivel más bajo desde noviembre; los contagios están subiendo en varios estados del noreste y el medio oeste: en Michigan, las hospitalizaciones por covid-19 se han triplicado en el último mes.

La media de nuevos casos diarios supera los 64.000, lo que supone el 20 % más que hace dos semanas y un nivel similar al del pasado verano, cuando hubo una ola de contagios después de que varios estados relajaran sus restricciones, según un análisis del diario The New York Times.

La variante británica, más contagiosa, ya es la predominante en buena parte de Estados Unidos, aunque otras variantes regionales, como una detectada en Nueva York y otra en California, también se están expandiendo.

Estados Unidos no exigirá pasaporte de vacunación contra el coronavirus. (EFE/EPA/ERIK S. LESSER/).

 

SIN PASAPORTE DE VACUNACIÓN FEDERAL

Pese a las presiones para volver a la normalidad, Estados Unidos no tendrá un pasaporte de vacunación respaldado por el Gobierno como los que se están planteando en la Unión Europea (UE), aseguró este martes la Casa Blanca.

Aunque el sector privado podrá desarrollar sus propios certificados al respecto, ninguno de ellos estará respaldado por el Gobierno federal, una idea que había generado una fuerte resistencia entre los conservadores del país y que ya han prohibido tanto Florida como Texas.

“No habrá ninguna base de datos federal sobre vacunaciones, ni ningún mandato federal que requiera que todo el mundo obtenga una credencial de vacunación única”, subrayó la portavoz de Biden.

2021-04-07 Estados Unidos identificó un caso de la variante “doble mutante” del COVID-19

Estados Unidos identificó un caso de la variante “doble mutante” del COVID-19

Científicos de la Universidad de Stanford (California, Estados Unidos) han identificado en la zona un caso de la nueva variante “doble mutante” del coronavirus, encontrada por primera vez en India, según confirmó este lunes a Efe una portavoz del centro educativo.

Los investigadores del Laboratorio de Virología Clínica de Stanford detectaron la semana pasada en una persona infectada la presencia de esta cepa, que tras aparecer en marzo en India se está extendiendo rápidamente. Hasta la fecha no había constancia de que hubiese llegado a Estados Unidos.

“Esta variante tiene la mutación L452R que encontramos también en la cepa californiana, así como otra mutación significativa, la E484Q”, dijo a Efe la portavoz de Stanford Health Care Lisa Kim.

Además del caso confirmado, los investigadores están siguiendo a otras siete personas que se sospecha que también podrían haber sido infectadas con esta cepa.

La variante ha sido bautizada “doble mutante” porque ha sufrido dos mutaciones que le permiten acoplarse con mayor facilidad a las células, aunque por el momento se desconoce si resulta más infecciosa que otras cepas o si tiene mayor resistencia a los anticuerpos de las vacunas.

A finales de marzo, el Consorcio indio sobre genómica del SARS-CoV-2 (Insacog), una agrupación de diez laboratorios nacionales formada por el Ministerio de Salud y Bienestar Familiar, confirmó que esta nueva mutación se detectó, sobre todo, en el estado occidental de Maharashtra tras varias pruebas en la secuenciación del genoma del virus.

“El análisis de muestras de Maharashtra ha revelado que, en comparación con diciembre de 2020, ha habido un aumento en la fracción de muestras con las mutaciones E484Q y L452R”, explicó el informe, que añadió que “estas mutaciones se han encontrado en aproximadamente el 15-20 por ciento de las muestras y no coinciden con ningún COV previamente catalogado”.

Según el recuento independiente de la Universidad Johns Hopkins, desde el inicio de la pandemia, 30 millones de personas se han contagiado por coronavirus en EE.UU. y más de 555.000 han perdido la vida.

2021-04-07 Coronavirus México: Detienen a empleado de hospital acusado de abusar de paciente de COVID-19 intubada

Coronavirus México: Detienen a empleado de hospital acusado de abusar de paciente de COVID-19 intubada

El Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) informó que un intendente del Hospital General Fernando Quiroz Gutiérrez, ubicado en la Ciudad de México, fue presentado ante el Ministerio Público de la Fiscalía para Delitos Sexuales, presuntamente acusado de abusar sexualmente de una mujer de la tercera edad que permanecía intubada por coronavirus covid-19.

A través de un comunicado, el instituto afirmó que en respuesta a lo ocurrido, de manera inmediata se detuvo al presunto agresor y fue puesto a disposición de la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México 

“El día de hoy, el Ministerio Público lo puso a disposición de un juez de control, quien determinará su situación jurídica en la que podrá vincularlo a un proceso penal”.

A su vez, la dirección del Hospital General “Dr. Fernando Quiroz Gutiérrez”, comunicó que la unidad médica tiene contratada a una empresa privada que presta los servicios de limpieza.

También lee: Ni Covid-19 frenó acoso sexual en dependencias

“El pasado 4 de abril de 2021, uno de los empleados de la citada empresa -que sólo había registrado cuatro asistencias- cometió una presunta violación hacia una paciente dentro del área COVID de dicho nosocomio. Ante esta situación, el personal del ISSSTE actuó de inmediato llamando a elementos de seguridad, y se realizaron los trámites legales para poner al imputado a disposición de las autoridades correspondientes”.

El ISSSTE agregó que desde ese momento, personal del Hospital ha apoyado en la investigación de los hechos por parte de la FGJCDMX, además de que se ha mantenido comunicación directa con los familiares de la víctima, quienes cuentan con asesoría legal por parte de trabajadores del área jurídica del ISSSTE.

“El ISSSTE no tolerará ninguna agresión de cualquier tipo hacia pacientes, derechohabientes o trabajadores que se encuentren dentro de sus instalaciones”, sentenció el organismo.

2021-04-07 Coronavirus Brasil: El hambre se abre paso en un país azotado por la pandemia de Covid-19

Coronavirus Brasil: El hambre se abre paso en un país azotado por la pandemia de Covid-19

En los puestos de repartición de comida para habitantes de calle de Brasil cada vez se asoman más necesitados y las filas se alargan. El hambre se abre paso a la par de la pandemia de coronavirus, que avanza sin tregua.

En el centro de Sao Paulo, Miguel da Silva, de 70 años, ya tiene en sus manos un plato de arroz, verduras y proteína animal, tras haber formado fila con unas 300 personas, la mayoría mendigos.

“Es mejor venir aquí que pedir” en las calles, confiesa el hombre, que asegura que su pensión ha sido desviada y que el poco dinero que consigue lo destina a pagar el alquiler.

Bajo el sol impiadoso de Río de Janeiro, también Mario Lima espera por su merienda, rodeado de cientos de ancianos, mujeres embarazadas y habitantes de calle. Para muchos, será la única comida del día.

“Todo está caro. Si fuera a comprar la comida que dan aquí, serían más de mil reales [unos 170 dólares] por mes”, dice Lima, de 72 años, a quien el salario mínimo (1.045 reales) que recibe como jubilación apenas le alcanza para el alquiler y algunos gastos básicos.

Miguel y Mario son apenas dos caras del empobrecimiento de la sociedad brasileña en tiempos del covid-19, que ya ha dejado más de 317.000 muertos y millones de desempleados, nuevos pobres… y hambrientos.

“Está empeorando”

La pandemia acentuó una tendencia de los últimos seis años en el gigante latinoamericano, gran productor mundial de alimentos.

A mediados de 2020, el jefe del Programa Mundial de Alimentos de la ONU en Brasil, Daniel Balaban, advirtió que el país caminaba a “pasos largos” hacia su regreso al mapa mundial del hambre, del que salió en 2014 y al que ingresan los países con más del 5% de población en pobreza extrema.

El Banco Mundial estimaba entonces que 5,4 millones de brasileños caerían en ese rango en 2020, para un total de 14,7 millones de los 212 millones de habitantes.

“Este es claramente el momento más asustador por el que nosotros hemos pasado en el combate del hambre”, asegura Rodrigo Afonso, director ejecutivo de Acción de la Ciudadanía.

Afonso recuerda que cuando esa oenegé se fundó en 1993 para combatir el hambre, el flagelo se concentraba en el nordeste y el norte brasileños. “Hoy, a cualquier lugar que uno va encuentra porciones gigantescas de familias sin condiciones de alimentarse” y “eso está empeorando”.

En una pesquisa en noviembre, la Fundación Getulio Vargas halló que casi un tercio de la población sufre de inseguridad alimenticia.

El gobierno de Jair Bolsonaro, que minimizó la pandemia, auxilió desde abril pasado a casi un tercio de la población con un subsidio de 600 reales, reducido a 300 en octubre y suprimido en enero.

La ayuda fue un alivio considerable, pero los más necesitados ya completan tres meses a la deriva en medio del mayor desempleo desde 2012 (13,9 millones de desocupados en 2020), el aumento sostenido de los precios y el peor momento de la pandemia.

“Antes de la pandemia teníamos cosas, ahora no tenemos nada”, resume Silvana da Silva. Esta recicladora de 22 años se ganaba la vida recolectando desechos de restaurantes y comercios, cerrados por las medidas sanitarias. Ahora acude al plan de alimentación de la alcaldía de la capital económica de Latinoamérica.

Menos donaciones

La afluencia de esos nuevos pobres llevó a la alcaldía de Sao Paulo a aumentar de 7.500 a 10.000 las meriendas diarias distribuidas.

También en Rio “la cuestión del hambre es de extrema urgencia”, explica Bruno Dauaire, secretario de Desarrollo Social y Derechos Humanos de ese estado. “Hace poco ni siquiera discutíamos la miseria y el hambre en la ciudad de Rio y ahora pasamos a enfrentar esta agenda”.

Las ONG intentan llenar el vacío que dejan gobiernos asfixiados económicamente y desbordados por el avance del virus, pero la baja “dramática” de donaciones las tiene contra la pared.

“El que ayudaba está ayudando menos”, señala Claudia Carletto, secretaria de Derechos Humanos y Ciudadanía de Sao Paulo.

La Cruz Roja de Sao Paulo, que reparte 2.000 cestas de alimentos diarias, reporta una disminución de donaciones en dinero de casi el 100%.

“Las personas están necesitando más ayuda y más tiempo de ayuda”, explica Bruno Semino, director ejecutivo de la seccional. La falta de donaciones “provoca un gran impacto en nuestras operaciones”, añade.

En 2020, Acción de la Ciudadanía distribuía entre 80.000 y 100.000 cestas por mes en todo Brasil. Este año, otorga entre 8.000 y 10.000. “Actuamos donde el gobierno no está”, afirma su director. “Desgraciadamente, en los últimos años, el gobierno no está en muchos lugares”.

Abrir chat
contacta con nosotros!